Todo sobre las tarifas de traducción jurada

El Reglamento de la Oficina de Interpretación de Lenguas establece que los traductores-intérpretes jurados tienen libertad para fijar sus tarifas. Además, ya no es obligatorio que cada traductor jurado comunique sus tarifas a la Oficina de Interpretación de Lenguas, ni a la Delegación o Subdelegación del Gobierno (Real Decreto 2002/2009, de 23 de diciembre). TARIFAS TRADUCCION JURADAPor lo tanto, las tarifas las siguen fijando los traductores de acuerdo a su voluntad y criterios, por lo que no se puede decir a ciencia cierta cuál es la tarifa media del mercado, ya que debemos analizar la experiencia del traductor, la dificultad del texto de origen, el plazo que se dé, la forma de pago, etc. A veces, pagar un poco más asegura una calidad y una eficacia que lo “más barato” no da (algunos no tienen seguros de responsabilidad civil,  no hacen revisiones, no asumen los problemas del cliente como propios, ni se preocupan por lo que pase “una vez pagado”).

En el mundo de la traducción jurada, la tarificación suele ser por palabra o por página. Algunos traductores llegan incluso a cobrar por tipo de documento (antecedentes, partida de nacimiento, etc.) pero esto no es aplicable a documentos que sean siempre diferentes (contratos, expedientes académicos de carreras diferentes, partidas de nacimiento, antecedentes penales, apostilla de La Haya, etc.) Normalmente, en Traducción Jurada Oficial tarificamos nuestras traducciones juradas por palabra, ya que nos parece más justo. Si tarificásemos por página, un documento de 5 páginas de 100 palabras cada una (500 palabras en total) podría llegar a costar tanto como un mismo documento de 2500 palabras, lo cual no nos parece adecuado para la economía del cliente. Por otro lado, tampoco es justo que a un cliente que trae un documento con 1000 palabras en una página se le cobre lo mismo que por 300 palabras, ya que el traductor jurado deberá trabajar el doble o el triple, perdiendo calidad y arriesgando los trámites que necesita el cliente. Por otro lado, también está el precio mínimo, que es el que se cobra por traducciones inferiores a las 300 palabras. Este coste garantiza que nuestras traducciones sigan todos los procesos de calidad y revisión, aún siendo económico para el cliente.

En cuanto a descuentos, en la traducción jurada no se suelen aplicar, excepto en ciertos casos puntuales. Si el cliente envía su documentación también en formato editable, es más fácil para los traductores analizar el contenido y poder trabajar sobre él directamente, con la posibilidad de poder ofrecer un descuento en caso de poder hacerse. En Traducción Jurada Oficial utilizamos memorias de traducción, que sirven para “recordar” nuestra forma de traducir y evitar traducir un mismo término de 2 maneras diferentes (no confundir una memoria con programas de traducción automática o por ordenador, que nada tienen que ver y los resultados no son satisfactorios), y tener homogeneidad, ganar velocidad y mantener la calidad, personalizando nuestros glosarios dependiendo de las instrucciones del cliente.

También es posible que en ciertas traducciones se apliquen recargos, que pueden ser por urgencia, por formato difícil (un texto escaneado o un fax con una calidad muy mala), por desplazamiento a la empresa (si el cliente pide que el traductor se desplace a su empresa), etc. Es por ello que SIEMPRE recomendamos al cliente ofrecer el mayor plazo y las garantías necesarias para mantener un buen precio sin arriesgar la calidad.

En caso de que un cliente necesite una traducción jurada ya realizada con anterioridad, el traductor jurado normalmente guarda una copia de la misma a este efecto, y puede volver a cobrar toda la traducción o tener una tarifa plana por página, por palabra o incluso por número de hojas. En Traducción Jurada Oficial creemos que lo más justo es que el cliente abone por el esfuerzo que realizamos, y no pague de más por algo ya hecho. Por ello, cobramos por cada cierto número de páginas, independientemente del tipo de texto. En caso de que se necesite modificar el documento, el precio no es el mismo, evidentemente, pero dependiendo del número de cambios, la cantidad variará.

Es menester que el cliente recuerde que el traductor jurado es un fedatario de su traducción y que incurre en una responsabilidad civil cada vez que sella y firma una traducción jurada, por lo que se debe tener en cuenta que las traducciones juradas requieren un proceso de control y revisión que asegure una mayor calidad, y esto, lógicamente, tiene un impacto sobre el precio. No es posible cobrar lo mismo por una traducción de ingeniería que por un expediente académico, ni de un portal de internet que los artículos de constitución de una empresa. La tarificación necesita ser diferente, ya que el destino de esa documentación y su éxito dependen de una traducción bien hecha.

Y por último, si bien el beneficio económico es importante, ya que nos permite dedicarnos íntegramente a esta actividad, nuestra bien amada profesión, también en muchas ocasiones recibimos “bonificaciones” que se alejan de lo material. Logramos unir personas, culturas, historias. Una pareja con hijos que desea mejorar su vida yéndose a trabajar a Inglaterra, o un estudiante que desea hacer su realidad de estudiar en París, o aquella pareja que está separada y tiene que traducir su documentación para estar al fin juntos en España o en el extranjero. Todas estas historias son un aliciente para nuestra labor, ya que el precio de las sonrisas y la felicidad de nuestros clientes es incalculable. Cada vez que una persona nos agradece el esfuerzo y el compromiso desde su corazón, sabemos que nuestra profesionalidad y forma de trabajar han valido la pena, tanto si se trata de una traducción mínima como de una traducción de múltiples páginas.

2 Comentarios

  1. hola necesito un formato de cobranza alguien me ayuda ??? algo así como necesitamos que pase a pagar en ekis empresa me urge help

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

© 2018 El Blog del Traductor Jurado

Tema por Anders NorenArriba ↑